Ahora ni siquiera hace falta tocar un celular para que comience a funcionar

por | 20 Sep, 2019 | Entrevista | 0 Comentarios

Cuando llegaron las pantallas táctiles todos pensaron que eso no iba a funcionar. ¿Quién iba a querer escribir sobre teclas que no podrías sentir bajo tus dedos? Al llegarle el turno a los gestos táctiles sobre la pantalla la respuesta fue similar, y muchos usuarios opinaban todos aquellos movimientos extraños sobre la pantalla era una […]

Cuando llegaron las pantallas táctiles todos pensaron que eso no iba a funcionar. ¿Quién iba a querer escribir sobre teclas que no podrías sentir bajo tus dedos? Al llegarle el turno a los gestos táctiles sobre la pantalla la respuesta fue similar, y muchos usuarios opinaban todos aquellos movimientos extraños sobre la pantalla era una pérdida de tiempo.

Hoy nadie duda la comodidad de usar un smartphone con pantalla táctil o la fluidez de uso que se obtiene al usar los gestos y pulsaciones multitáctiles sobre la pantalla. Ahora LG G8 Smart Green abre una nueva dimensión a la innovación poniendo en tus manos todo el poder para controlar tu smartphone sin tener que tocarlo, llega el momento de sentir todo el poder en tus manos.

La cámara frontal del LG G8 Smart Green esconde una de las tecnologías más innovadoras y fascinantes de los últimos años. Hablamos de la cámara Z una tecnología realmente novedosa en la que se combina un emisor de luz infrarrojo, con un sensor ToF (Time of Flight) y una cámara de 8 megapíxeles con apertura f/1.9 para obtener resultados de ciencia ficción.

Cuando te dispones a hacer una foto con la cámara Z, en realidad se activan los tres componentes que forman la cámara. En primer lugar, el emisor infrarrojo emite una serie de haces de luces en frecuencia infrarroja hacia adelante.

Es justo en ese momento cuando entra en acción el sensor ToF. Tal vez te estés preguntando, ¿qué es eso de ToF? Pues tal y como su nombre indica, ToF significa Tiempo de Vuelo y hace referencia al tiempo que tardan los haces de luz infrarroja en salir del sensor infrarrojo, rebotar en los objetos que tiene delante y volver al sensor ToF.

El concepto tras la tecnología ToF es muy similar a la del sónar de un submarino. El sensor ToF se activa cuando se disparan los haces de luz infrarroja, y en función del tiempo que tardan en volver al sensor se establece la distancia a la que se encuentran los objetos que quieres fotografiar, creando un mapa preciso de distancias y profundidades.

Con esta tecnología, la cámara frontal obtiene un mapa en 3D de toda la escena, de modo que el sistema de procesamiento fotográfico ahora dispone de toda información de profundidad y forma de cada uno de los elementos que vas a fotografiar.

Lo mejor de todo es que como todo esto sucede a la velocidad de la luz, para ti el resultado es instantáneo. Gracias a esta tecnología integrada en la cámara Z del LG G8 Smart Green, conseguirás selfies mucho más precisos y que, literalmente, tu smartphone conoce exactamente a qué distancia te encuentras o qué elementos tienes a tu alrededor, mejorando así la calidad del desenfoque del fondo y la definición de los rasgos de tu cara.

Si a toda esta tecnología le añades el procesamiento fotográfico mediante inteligencia artificial, el resultado es que incluso puedes añadirle efectos para mejorar la iluminación. Dado que la cámara frontal ya tiene todos los datos recogidos por la cámara Z, los efectos de iluminación resultan más realistas y naturales.

La cámara Z del LG G8 Smart Green no solo forma parte del conjunto dedicado a la fotografía. También es una parte fundamental del sistema de control gestual en el que el LG G8 Smart Green es pionero.

La función Air Motion, con la que puedes controlar funciones habituales, como hacer una captura de pantalla, detener la reproducción de música o subir el volumen, permite tomar el control de algunas funciones del LG G8 Smart Green sin tener que tocarlo.

Todo el control gestual de Air Motion se lleva a cabo situando la mano delante de la cámara Z y, realizando un determinado gesto, la cámara Z detecta tu mano y activa alguno de los controles gestuales disponibles sin tener que tocar la pantalla.

Esta tecnología es especialmente útil para, por ejemplo, para cuando te encuentras cocinando y, de repente, tienes una llamada entrante y las manos mojadas o de llenas de harina. Ya no necesitas tocar la pantalla de tu LG G8 Smart Green para controlar sus funciones. La integración de un sensor ToF en combinación con una cámara frontal, no solo consigue funciones fotográficas, también supone una importante mejora en cuanto a la seguridad de acceso biométrico a tu smartphone

0 comentarios

Enviar un comentario




Otras categorías

Suscríbete a nuestro boletín

Suscríbete a nuestro boletín

Te enviaremos las noticias mas importantes del mundo IT

Muchas Gracias!

Pin It on Pinterest

Share This